Madrid, la pieza clave del puzzle logístico de Abertis

8.1.08 |


Con el desembarco en Madrid, Abertis culmina su plan de crear una red de plataformas en la Península Ibérica. El siguiente paso podría ser Italia, en compañía de socios de Atlantia.


Madrid se ha convertido en el último y más importante ingrediente de Abertis Logística, la más pequeña y joven división del grupo de infraestructuras que se encuentra en plena fase de expansión. La compañía controlada por ACS y La Caixa compró estas navidades a Colonial varias plataformas de transporte y almacenamiento en la capital de España y en Barcelona por 201 millones, lo que refuerza su liderazgo nacional en este segmento del negocio.

Pero lo más importante de este movimiento, probablemente el más ambicioso llevado a cabo por el departamento que dirige Josep Canós, es el salto cualitativo desde el punto de vista comercial. Con una base en el centro de España, Abertis casi completa la estructura de red con cobertura nacional ideada hace más de dos años. “Se trata de una inversión estratégica, ya que, al estar presente en los principales mercados de la Península Ibérica, podemos ofrecer a los clientes un servicio integral que no está al alcance de ninguno de nuestros rivales”, asegura Canós. Con estas credenciales, en su opinión, podrá incrementar la cuota de grandes clientes entre los que sobresalen las corporaciones de transporte asiáticas, principalmente, chinas y japonesas.

Con la puesta en servicio de las nuevas plataformas madrileñas (más de 155.000 metros cuadrados de superficie alquilable), la compañía que dirige Salvador Alemany completa una estrella de cinco puntas: Barcelona, Álava, Sevilla y, ahora, Madrid. Para cerrar este círculo virtuoso, los dirigentes del grupo reconocen la relevancia del área portuaria de Valencia, la puerta de entrada y salida de mercancías hacia el Mediterráneo desde Madrid, “pero en estos momentos no hay una oportunidad cercana”, apuntan.

Madrid, además de ser el pulmón comercial de España, afrontará en los próximos años uno de los mayores proyectos de inversión pública y privada en materia de infraestructuras logísticas. Pilotado por la Consejería de Economía, Abertis apoyó esta iniciativa desde sus orígenes, valorada en más de 4.000 millones de euros, pero siempre desde una posición “virtual”, ya que no tenía presencia en este mercado regional. Ahora, instalada en el Corredor del Henares, será uno de los gestores logísticos que disfrutará los resultados del proyecto impulsado por Esperanza Aguirre.

La red de plataformas diseñada por Abertis supera las fronteras nacionales. Aprovechando las sinergias con las compañía filiales, la división logística ha constituido una sociedad mixta con Sanef, la concesionaria de autopistas comprada hace dos años. La nueva empresa, denominada ASL, ya ha visitado varias áreas portuarias del país para estudiar posibles emplazamientos. Los puertos de Le Havre, Calais, Dunkerque, Rouen, además de las autoridades portuarias de Flandes, entran dentro de las preferencias marcadas por Abertis. Pero la zona más apetecible es Ille de France.

Italia es el otro mercado relevante del sur de Europa, donde las prospecciones están, incluso, más avanzadas que en Francia. Hace año y medio, la compañía española diseñó un plan para replicar el modelo español en la península itálica con dos objetivos estratégicos: los puertos de Génova y Civitavechia. “Hemos mantenido reuniones con varias autoridades portuarias para analizar una posible integración o desarrollar suelos en áreas asociadas a la zona de influencia del puerto”.

Para acometer las inversiones italianas, Abertis ha sondeado a varios de sus socios en el consejo de Atlantia (antigua Autostrade). Aunque el interés por los dos puertos es público, los directivos de la empresa prefieren ser cautos, ya que desde que se diseñó el plan de crecimiento “se han analizado más de 40 operaciones y, evidentemente, la mayoría no ha culminado con éxito”. Una de ellas fue el desarrollo de una plataforma en las inmediaciones del aeropuerto londinense de Luton, donde Abertis opera a través de su filial TBI.

En Latinoamérica, la división ya hizo sus pinitos el año pasado con una inversión en Santiago de Chile. “Es, junto a Brasil y México, el país donde hemos depositado nuestras mayores expectativas de crecimiento”, subraya Canós. “China e India quedan todavía demasiado lejos”, matiza.

Red estratégica
· Además de los cinco parques comprados a Colonial, Abertis opera, en Barcelona, el Parc Logístic de la Zona Franca, la Zona de Actividades Logísticas. de Barcelona y El Prat y el del CIM Vallès.
· En Álava, opera el parque logístico Arasur en el que participa con un 44%. El parque se encuentra en fase de desarrollo y de explotación comercial, y prevé alcanzar una superficie total de 2.000.000 de metros cuadrados.
· En Sevilla, opera a través de la sociedad Sevisur (60% Abertis Logística) la construcción y gestión de la ZAL del Puerto de Sevilla. La compañía invertirá 60 millones de euros en los próximos seis años en el desarrollo de la ZAL II.
· Abertis alcanzó un acuerdo con el Gobierno portugués en 2006 para la construcción y explotación de un parque logístico multimodal de 100 hectáreas, en la población de Vila Franca de Xira, 25 kilómetros al nordeste de Lisboa.
· En Chile, Abertis anunció en 2007 un acuerdo con el Parque de Negocios ENEA, en la Región Metropolitana de Santiago de Chile, para la adquisición de una parcela de 63,3 hectáreas.

Fuente : Expansión.com

0 comentarios:

Publicar un comentario