La aduana de la terminal de carga del Aeropuerto Central Ciudad Real inicia las operaciones terrestres

3.6.09 |


El Aeropuerto Central Ciudad Real ha iniciado esta semana la actividad de la aduana de la terminal de carga con la entrada de los primeros contenedores terrestres, de la empresa productos Imedio S.A. procedentes de Tailandia, a través del puerto de Valencia. Se trata del único recinto aduanero público que existe en la actualidad en la provincia Ciudad Real, gestionada por CR Aeropuertos y DSV, a través de Aduanas Galo, y en la que se espera que se experimente un movimiento importante de mercancías gracias a la intermodalidad que esta área permitirá una vez que se reciban los primeros vuelos de carga.

Este punto aduanero otorgará mayor rapidez a los trámites de las mercancías que lleguen precintadas de distintos puntos como puertos u otros aeropuertos. Una vez comprobada la calidad y la documentación, la mercancía se desconsolida y se inicia la distribución por toda la geografía.

Para el director general de CR Aeropuertos, Escolástico González, el comienzo de la aduana terrestre en el Aeropuerto Central significa “la antesala de la actividad carguera área”, que según las previsiones de la sociedad promotora se iniciará “en próximas fechas”. González recordó que el aeropuerto de Ciudad Real nació con vocación especialmente carguera y que su actividad supondrá una “dinamización de todo el tejido empresarial de la provincia y de la región” y, además, “las empresas contará con una nueva puerta de entrada y salida al extranjero y al territorio nacional para sus productos por dos modos de transporte”.

Se estima que por este edificio pasen un número importante de camiones, una vez que se pongan en marcha las rutas de mercancías aéreas que unirán el centro Peninsular con destinos insulares e internacionales.

Esta terminal de carga ampliará su actividad una vez que entre en funcionamiento el puerto seco que CR Aeropuertos y del que ya han comenzado los movimientos de tierra. Esta infraestructura estará unida a los principales puertos marítimos de la fachada atlántica y mediterránea a través de las vías del tren convencional.

Manuel Lozano, agente de aduanas, de Aduanas Galo, destaca que “contar en un mismo edificio una aduana terrestre y aérea incentivará las exportaciones e importaciones” de la provincia. Además, agregó que este servicio “otorga una cercanía al importador y exportador muy importante para la provincia de Ciudad Real, ya que cualquier procedimiento administrativo aduanero se puede tramitar desde estas oficinas” de la terminal de carga del Aeropuerto Central Ciudad Real.

Aduanas Galo atendió 1.000 despachos de importación y 600 de exportación, especialmente con las Islas Canarias, durante el último año.

El edificio Terminal de Carga, gestionada conjuntamente con DSV, tiene una superficie de 7.200 m², de los cuales 4.000 m² están destinados a carga seca (10 muelles), 2.100 m² a carga húmeda (6 muelles), con cámaras para el tratamiento de frío positivo y negativo. Además, el edificio cuenta con una zona donde se ubica el P.I.F (Punto de Inspección Fronterizo) equipado con cámaras acorazadas y radiactivas, con servicios de control fitosanitario, veterinario y farmacéutico). El Terminal cuenta con 1.100 m² de oficinas.

El lado aire del edificio ocupa una superficie de 6.200 m² frente a los 5.100 correspondientes al lado tierra, acompañados de un parking para vehículos pesados y turismos de 9.500 m². Estas características dotan al Terminal de una gran capacidad y comodidad en las operaciones de carga y descarga, conectado además mediante un acceso directo de menos de 300 m a la autovía principal, y situado a 500 m del Puerto Seco, para la conexión ferroviaria.

Fuente: Aeropuerto de Ciudad Real

0 comentarios:

Publicar un comentario