La Carga Aérea y sus Deberes

12.1.09 |

A pesar de la crisis y aunque las compañías aéreas comentan en privado el descenso de la actividad de carga, las estadísticas publicadas por AENA muestran en España un crecimiento acumulado del 2,4% hasta octubre. Es un dato alentador pero surge la duda de su exactitud. ¿Tendremos alguna vez una estadística que contemple con certeza el crecimiento o disminución de esa parte importante que son los envíos aéreos que salen o entran en España documentados con AWB pero en camión?

En tiempos de incertidumbres es bueno eliminar aquellas que corresponden a una remediable poca precisión. Por otro lado en este sector el crecimiento debería ser lo normal si consideramos que a escala mundial la carga aérea ha venido creciendo permanentemente un promedio del 6% anual desde hace años y se pronostica un crecimiento en torno al 5% anual para la próxima década.

Naturalmente no será un crecimiento homogéneo y garantizado en todos los lugares del mundo y para que en nuestro país consigamos llegar a buenas cifras será menester hacer los deberes. En momentos de vacas gordas y más aún si son flacas.

Para crecer hay que corregir los problemas por los que parte de nuestros envíos aéreos vuelan usando aeropuertos extranjeros y también mejorar la competitivad de nuestro sistema aeroportuario para que incluso sea atractivo a cargadores de otros países.

Hay que terminar con las limitaciones en horarios y días de actividad de las inspecciones para-fiscales (Sanidad, Farmacia, etc.) Se necesita que estos servicios, si son requeridos, puedan realizarse incluso en festivos y fines de semana.

Las autoridades aeroportuarias deberían facilitar que hubiera compañías aéreas dispuestas a aprovechar dos necesidades no cubiertas: Más vuelos directos con Asia y vuelos regulares en avión carguero. El amigo Alfonso Fuertes, Director de Iberia Cargo, siempre dice que no se ponen esos vuelos porque no son rentables. Yo opino que hoy en día no tener servicio directo con Shanghai es casi tan sorprendente como sería no tenerlo con Nueva York.

Hacer más competitivo nuestro sistema es difícil sin la participación y complicidad de todos los integrantes de “la Comunidad de Carga Aérea” que, como tal, debería ponerse a trabajar en planes conjuntos de promoción y de mejora continua. Lamentablemente eso es poco probable porque la “Comunidad” actualmente solo existe como imagen retórica y como foto de grupo en los eventos del sector.
-

0 comentarios:

Publicar un comentario